Salir de casa sin motivación tantos días me deprime, y saber que no hay compensación. Pero la fuerza de mi corazón y el amor verdadero reduce el dolor y lo convierte en amor. Saber que llevo en el corazón y en la cabeza me dan las ganas de seguir creciendo… Total la vida continua.. 

Anuncios